497

Un Misterio del pasado
Proemio


Por definición Misterio es un hecho o cosa cuya naturaleza, causa, origen o razón de ser no tiene explicación o no se puede entender. Abundan los descubrimientos de misteriosas señales del pasado y así quedó destacado, por ejemplo, en:

5 descubrimientos arqueológicos que nadie ha podido explicar
En todo el mundo, expertos han encontrado innumerables monumentos, artefactos y lugares que han permanecido como un misterio desde su descubrimiento. Algunos de estos hallazgos literalmente reescriben la historia como la conocemos.
Innumerables teorías han sido propuestas a lo largo de los años tratando de explicar algunas de ellas, sin embargo, ni siquiera los mejores investigadores pueden ponerse de acuerdo sobre el propósito, la razón y el proceso de construcción de algunos de estos sitios / estructuras.
En este artículo, echamos un vistazo a CINCO descubrimientos que aún continúan desconcertando a los expertos.

Stonehenge
Uno de los sitios antiguos más conocidos -aparte de las Pirámides de Giza- es sin duda Stonehenge. Este antiguo monumento prehistórico es uno de los monumentos más famosos de la Tierra. Curiosamente, es también uno de los más misteriosos.
El intrincado conjunto de piedras fue construido hace unos 4,000 años y es considerado como una de las hazañas más impresionantes para el hombre primitivo que fue capaz de erigirlo. Ningún arqueólogo ha explicado con éxito cómo fue construido. Curiosamente, el cómo no es tan misterioso como el por qué.
Descubierto en 1994, Gobekli Tepe ha empujado la historia hasta el punto de donde necesitamos reescribir todo lo que creíamos saber sobre nuestros antepasados.
El descubrimiento de Gobekli Tepe ha planteado innumerables preguntas sobre la evolución de la civilización y las sociedades complejas que pueden haber existido hace decenas de miles de años.
Se cree que este antiguo sitio tiene por lo menos 12,000 años de antigüedad, lo que significa que es anterior a Stonehenge por alrededor de 6,500 años y las Pirámides de Giza por alrededor de 7,000 años.

Gobekli Tepe
Las formaciones principales de Göbekli Tepe son una serie de tres estructuras rectilíneas que están situadas debajo de la superficie, definidas por paredes de piedra seca, y que contienen múltiples pilares decorados en forma de T. Las piedras fueron utilizadas principalmente como soporte para el techo, aunque no se puede excluir que éstas tuvieran un propósito simbólico.
Hasta la fecha, los expertos todavía no tienen idea de quien construyó este enorme y fascinante sitio alrededor de hace 12,000 años atrás. Göbekli Tepe es considerado el primer templo del mundo. La mayor parte de este antiguo sitio sigue siendo enterrado. Quienquiera que lo construyera, se aseguró de que el complejo sobreviviría a lo largo de miles de años, rellenando los diversos sitios y enterrándolos profundamente. Hasta ahora, las excavaciones y los resultados geomagnéticos revelaron que hay al menos 20 círculos de piedra -templos- en el sitio. Todos los pilares de Göbekli Tepe tienen forma de “T” y tienen una altura de 3 a 6 metros.

La piedra de Cochno

La piedra de Cochno es una losa misteriosa, de 5,000 años de edad, descubierta en 1887 por el Rev. James Harvey. Cuenta con alrededor de 90 grabados tallados, considerado como uno de los mejores conjuntos de petroglifos en Escocia. No hay consenso entre los arqueólogos sobre el significado de los intrincados símbolos encontrados en su superficie. ¿Es quizá un mapa del cielo o de la tierra? ¿Un altar donde se celebraban los rituales? Según algunos expertos, representan un antiguo mapa cósmico. Las inscripciones increíbles recuerdan a los enormes círculos de cultivo que a menudo se han atribuido a las civilizaciones extraterrestres. Curiosamente, otras placas similares se han encontrado en el norte de España, México, Grecia e incluso en la India.
La piedra de Inga
Creído hasta la fecha alrededor de 6,000 años, se encuentra la piedra de Inga, aka Itacoatiara, do Ingá. La piedra Inga cubre un área de doscientos cincuenta metros cuadrados. Es una construcción vertical de 46 metros de largo y hasta 3,8 metros de altura. La piedra Inga muestra tallas que aún hoy están esperando para ser descifradas. Los investigadores han encontrado varias tallas, figuras, frutas, animales y otras figuras desconocidas, pero lo más importante tallado en la piedra Inga son la Vía Láctea y la constelación de Orión. Los arqueólogos afirman que los grabados en la piedra se han realizado con una precisión increíble y los detalles revelan una técnica excelente utilizada solo por artistas muy expertos que sin duda eran muy dotados y capaces de crear estos grabados sorprendentes.

La estructura de piedra MASIVA debajo del mar de Galilea
Debajo del Mar de Galilea hay una misteriosa estructura en forma de cono, hecha de “piedras de basalto y rocas sin cortar”, con un peso de alrededor de 60,000 toneladas según los investigadores. Su propósito y origen, como muchas otras estructuras antiguas, sigue siendo un profundo misterio para los expertos.
Con una altura de alrededor de 10 metros y un diámetro de aproximadamente 70 metros, la estructura es un misterio masivo. Los científicos creen que para construir una estructura como esta, sus creadores tuvieron que invertir muchas horas de trabajo en un esfuerzo comunitario organizado. Cómo lograron transportar los bloques megalíticos de piedra es una pregunta que nadie ha podido explicar. Los arqueólogos argumentan que a juzgar por lo que han podido ver, sus constructores pertenecían a una “sociedad compleja y bien organizada” con “habilidades en planificación económica”.
https://misteriocity.com/5-descubrimientos-arqueologicos-que-nadie-ha-podido-explicar/

Desarrollo

De los cinco descubrimientos arqueológicos no explicables del pasado que el precedente artículo destaca deseo centrarme en uno de ellos que se encuentra en medio de las aguas del río brasileño de Ingá:

La Piedra de Inga

1.
La misteriosa e indescifrable escritura de la Piedra de Ingá, Brasil

21/08/2016
Alzándose en medio de las aguas del río brasileño de Ingá, la misteriosa Piedra de Ingá de Paraíba (Brasil) es un tesoro arqueológico que aún a día de hoy sigue levantando mucha polémica. Cubriendo la mayor parte de sus 45 metros de longitud y 4 metros de altura hay extraños símbolos geométricos no identificados, de forma y tamaño variables, y que al parecer fueron grabados sobre su capa exterior de gneis.
Aunque muchos expertos han especulado sobre los orígenes y el significado de estos símbolos, hasta el momento no se ha podido demostrar al 100% que alguna de estas teorías sea un hecho. ¿Es un mensaje de nuestros ancestros para las futuras generaciones? ¿Existió una civilización desconocida a día de hoy que poseyera una antigua tecnología olvidada hace milenios? ¿Qué significan realmente estos símbolos, quién los grabó sobre la pared de roca, y por qué?
Datado su origen en al menos 6.000 años de antigüedad, la Piedra de Ingá es una maravilla arqueológica a escala mundial. Hay otras piedras, además de cuevas, en los alrededores de la Piedra de Ingá, y que también presentan grabados sobre su superficie. Sin embargo, no alcanzan el mismo nivel de complejidad en su elaboración y en su estilo como la Piedra de Ingá.
El arqueólogo e investigador Gabriele Baraldi se tropezó por primera vez con una de estas cuevas en la zona de Ingá en el año 1988: tras este hallazgo, se encontraron varias más. En total, Baraldi ha examinado hasta 497 símbolos en las paredes de estas cuevas. La mayor parte de los grabados de Ingá son de oscuro significado, aunque algunos de ellos indudablemente representan elementos celestiales, observándose dos que son prácticamente idénticos a la Vía Láctea y la constelación de Orión.
Otros petroglifos han sido interpretados como animales, frutas, armas, figuras humanas, antiguos (o imaginarios) aeroplanos o pájaros, e incluso un primitivo “índice” de las diversas historias dividido en secciones con cada uno de los símbolos conectado al número correspondiente de su capítulo. El Padre Ignatius Rolim, profesor de griego, latín y teología, ha afirmado que los símbolos de la Piedra de Ingá son similares a los de antiguos grabados fenicios. De hecho Rolim fue uno de los primeros en plantear esta teoría.
Otros investigadores han observado que los símbolos podrían estar relacionados con las antiguas runas, y aún más han confirmado sus similitudes en complejidad y disposición lineal con un posible corto pasaje de escrituras religiosas. Otro investigador de origen austríaco, Ludwig Schwennhagen, estudió la historia de Brasil a principios del siglo XX, descubriendo importantes conexiones entre la apariencia de los símbolos de Ingá, no solo con la escritura fenicia, sino también con el demótico (vinculado más habitualmente a documentos escritos, tanto literarios como de negocios) del antiguo Egipto. Hubo incluso investigadores que hallaron un notable parecido entre los grabados de Ingá y el arte aborigen hallado en la isla de Pascua.
Algunos antiguos historiadores se embarcaron en la tarea de estudiar más de cerca cada uno de los símbolos, como por ejemplo el autor e investigador Roberto Salgado de Carvalho. Los círculos concéntricos que aparecen grabados sobre la Piedra de Ingá podrían tener según este experto relación con símbolos fálicos, mientras que las formas espirales podrían significar “viajes o desplazamientos transcosmológicos”, debidos probablemente a trances chamánicos, estados alterados de conciencia o incluso la ingesta de alucinógenos, mientras que las formas similares a la letra “U” podrían simbolizar un útero/vagina, renacimiento o una entrada/puerta, siempre según Salgado de Carvalho.
La serie de símbolos, en este sentido, puede por tanto apuntar a una antigua fórmula grabada sobre la Piedra de Ingá, utilizada posiblemente para acceder a una “puerta al mundo sobrenatural,” en palabras del propio Salgado de Carvalho. Otros investigadores han planteado la posibilidad de que estos antiguos grabados fuesen una advertencia a las futuras civilizaciones de la proximidad (o quizás de la reciente superación) de un desastre de alcance mundial, a través del cual las gentes de la época habrían conservado brevemente su tecnología procedente de una civilización anterior. Por otro lado, la posible presencia de más de un lenguaje grabado sobre la piedra nos lleva a plantear todo un nuevo conjunto de posibilidades.
Al no existir pruebas históricas hasta la fecha que vinculen la representación de estrellas y constelaciones con los nativos brasileños de esta época, es posible que los artistas autores de los grabados formaran parte de una civilización nómada, o grupo humano que se encontrara visitando temporalmente la región.
Algunos insisten en que las herramientas líticas habituales para realizar grabados en la época habrían sido suficientes para que aquellas antiguas culturas indias crearan estos petroglifos con un esfuerzo y una habilidad notables. Otra teoría, propuesta por Baraldi, sostiene que una antigua civilización hizo uso de procesos de energía geotérmica para crear estos símbolos utilizando los moldes y conductos de lava de volcanes inactivos.
También se ha tenido en consideración además una popular teoría de contacto extraterrestre, al ser los símbolos de Ingá tan diferentes del resto de los hallados hasta el momento en la zona, planteando incluso algunos investigadores, como Claudio Quintans, del Centro Paraibano de Ufología, la posibilidad de que una nave espacial hubiera aterrizado en la zona de Ingá en tiempos remotos y los símbolos fueran trazados por los propios visitantes extraterrestres sobre las paredes de roca.
Aún hay otros, como Gilvan de Brito, autor de “Viaje a lo desconocido”, que asumen la teoría que equipara los símbolos de la Piedra de Ingá con antiguas fórmulas o ecuaciones matemáticas que explicarían la energía cuántica o la distancia recorrida en viajes entre diferentes cuerpos celestes, como por ejemplo la Tierra y la Luna.
De cualquier manera, independientemente de cuál sea la teoría que nos parezca más convincente, existen pocas dudas acerca de la importancia de este hallazgo. Los grabados de la Piedra de Ingá tendrían cierto significado realmente especial para alguien, y expresado de forma minuciosa.
Pero lo que es más importante: ¿de qué se trataba? ¿Y hasta qué punto es relevante para nosotros al día de hoy? A medida que avanzamos en la tecnología y la toma de conciencia de nuestras propias civilizaciones, podemos seguir abrigando la esperanza de llegar a comprender mejor algún día estos símbolos y arrojar algo de luz sobre éste y otros antiguos misterios.
https://www.lagranepoca.com/news/ciencia-y-tecnologia/81723-la-misteriosa-e-indescifrable-escritura-de-la-piedra-de-inga-brasil.html


2.
Los secretos de la PIEDRA DE INGÁ y sus impactantes símbolos ocultos
24 de agosto de 2016
La piedra de Ingá, situada en Brasil es una maravilla arqueológica mundial. Tiene más de 6000 años y centenares de símbolos extraños. Científicos de todo el mundo han intentado descifrarla sin éxito, lo único que se conoce es que posee caracteres egipcios, fenicios, sumerios también similares al rongorongo de la isla de pascua y sobretodo símbolos del lenguaje nostrático, el más antiguo y raro de la humanidad. En la piedra aparece la constelación de Orión, la vía láctea, mensajes de un desastre mundial que vendrá en el futuro, métodos para abrir puertas mentales y viajar a mundos dimensionales, fórmulas matemáticas, ecuaciones y muchas otras cosas impactantes. ¿Quién demonios dejó escrito hace 6000 años semejante conocimiento en esta piedra? ¿Cómo es posible que supieran todo esto en el pasado?
https://periodismo--alternativo.com/los-secretos-de-la-piedra-de-inga-y-sus-impactantes-simbolos-ocultos/


3.
Misterio de la piedra Ingá (Brasil)
23 de abril de 2015
La piedra de Ingá, o como dicen en Brasil Pedra do Inga, uno de los mas bellos y mayores enigmas de la humanidad. Actualmente uno de los sitios arqueológicos más importante del mundo. Situada al Noroeste de Brasil a orillas del río Ingá, cerca de la ciudad de Paraibano.
La piedra está formada por granito y otros minerales, del tipo gneis. Con una longitud de unos 24 metros por  3,8 metros de altura.
Según las estimaciones, la antigüedad podría ser de unos 6000 años. Muchos sostienen que podría ser de origen Fenicio.
El enigma de la Piedra de Ingá son los grabados que contiene. En total, hay más de 450 dibujos incisos en la piedra. Se pueden apreciar distintos dibujos los cuales no se han podido descifrar hasta el día de hoy. Unas figuras y signos cuyo significado es desconocido por arqueólogos y antropólogos, pues son muy misteriosos ya que algunos son una cruz, un cráneo, una rosa y una extraña forma que parece un avión a reacción, la vía láctea...
Baraldi, uno de los investigadores de lenguas y escrituras antiguas más notables del siglo pasado, analizó este monolito, también el famoso disco de Festo hallado en 1908 en la isla de Creta y varias placas de oro descubiertas en algunas cavernas de Ecuador.
En su visión atlante, algunos grupos de humanos originarios de la mítica isla se habrían salvado de inundaciones y terremotos catastróficos dirigiéndose tanto al este, o sea hacia Europa, como al suroeste, hacia Brasil.
Baraldi sostuvo que el idioma tupí-guaraní, hablado por muchas etnias suramericanas, tiene un lejano origen común con la lengua hitita, perteneciente al famoso pueblo indoeuropeo que prosperó en Anatolia 18 siglos antes de Cristo. Declaró que en el petroglifo de Ingá está narrada la historia de la catástrofe que destruyó a Atlántida, o bien el diluvio universal, que sucedió 9500 años antes de Cristo.
Los caracteres incisos en el petroglifo serían similares a los usados en la lengua primordial que se hablaba en Medio Oriente hace 18000 años, en plena era glacial.
Si bien parece extraño que las incisiones que fueron hechas en épocas desconocidas en la Pedra do Ingá tengan una lejana afinidad con la lengua hitita, efectivamente algunos signos parecen recordar antiguas escrituras hoy perdidas, que quizá hacían parte de un alfabeto antiquísimo que se hablaba en el Medio Oriente durante el período glacial.
De este alfabeto primordial, que algunos famosos estudiosos (por ejemplo el eminente genetista Luigi Luca Cavalli Sforza), llaman “nostrático”, pudieron haberse originado tanto la lengua sumeria y egipcia, como las indoeuropeas, urálicas, altaicas, semíticas y dravídicas.
Analizando la Pedra de Ingá, se pueden ver muchos signos que, según Baraldi, fueron hechos utilizando moldes cuando todo el monolito era un enorme pedazo de lava fundida, después de la erupción de un antiguo volcán.
Por ejemplo, se percibe un signo muy similar al qoph fenicio, o bien un círculo con una línea vertical al centro, que corresponde a la q latina.
De hecho, hay que agregar que las tesis de Baraldi fueron indirectamente confirmadas por algunos eminentes lingüistas, como por ejemplo el estadounidense Joseph Greenberg, quien incluyó muchas lenguas amerindias en la familia nostrática. Según esta tesis, el tupí-guaraní derivaría del Nostrático, pero no como pensaba Baraldi, es decir, con una colonización directa del Atlántico, sino más bien según la teoría clásica del poblamiento americano, a través del estrecho de Bering.
Asimismo, algunas personas interesadas por la misteriosa roca tienen su propia hipótesis, que sostiene que los signos de Inga fueron obra de ingeniería extraterrestre, de hecho el presidente del Centro de Ufología Paraibano, Claudio Quintans, declaro que una nave extraterrestre aterrizó en la región de la Piedra Inga.
Todo un misterio sin resolver que merece la pena investigar y descifrar. ¿No os parece?
http://mundodelmisteriooficial.blogspot.com/2015/04/misterio-de-la-piedra-inga-brasil.html


4.
Los misteriosos grabados de Pedra do Ingá en Brasil
julio 17, 2015
La llamada Pedra do Ingá es un enigma impresionante para el profano y muchos investigadores y arqueólogos no han quedado indiferentes ante tal monumento de roca que mide 24 metros de largo por 3 metros de altura y que se encuentra en el municipio que le da su nombre: Ingá, en el estado brasileño de Paraíba.
Esta enorme roca ha sido clasificada por los arqueólogos como perteneciente a la tradición Itaquatiara, que son piedras pintadas en Tupi pese a que se encuentran talladas en bajo relieve y no realmente pintadas.
Uno de los enigmas aún no resueltos es que todavía no se han encontrado rastros de hogueras o herramientas que hayan podido ser utilizadas para realizar estos grabados en la piedra, por lo que no puede obtenerse una datación precisa. Por otro lado tampoco es posible dar una interpretación definitiva de estas misteriosas inscripciones en la roca. Algunas tienen formas de animales, otras de estrellas , otras en forma de astros y algunas son formas abstractas en inclusive hay quienes interpretan algunas de ellas como letras y caracteres similares al fenicio. En la Pedra do Ingá se han encontrado más de 400 grabados.
Hay muchas teorías al respecto del origen de estos petroglifos. Sin duda, no faltan aquellas que los relacionan con los extraterrestres o con el arca de Noé y esto es, fundamentalmente debido al desconocimiento de su formación y creación.
Otra de las teorías se apoya en la idea de que los grabados fueron realizados por los indígenas de la zona bajo los efectos de la ayahuasca u otras plantas alucinógenas con la finalidad de dejar algún mensaje.
Otra teoría nos acerca a la posibilidad de que algunos viajeros desde Oriente Medio se desplazaron a la zona dejando constancia de su visita en la roca.
La idea más aceptada es que estos signos puedan representar una forma primaria de comunicación. Para el investigador Yuri Leveratto el mensaje escrito en la Pedra do Ingá podría estar escrito en nostrático, una especie de familia de lenguas en las que se incluiría a las lenguas indoeuropeas junto a las lenguas urálicas, las lenguas altaicas, las lenguas afroasiáticas y las lenguas dravídicas, entre otras.
La Pedra do Ingá es uno de los seis elementos culturales que fueron incluidos por la UNESCO en la Lista Tentativa de Brasil del Patrimonio Mundial en 2015.
http://www.laentradasecreta.com/los-misterisos-grabados-de-pedra-do-inga-en-brasil/


5.
¿Un mensaje del espacio exterior? La misteriosa e indescifrable escritura de la Piedra de Ingá
14 Agosto, 2016
Alzándose en medio de las aguas del río brasileño de Ingá, la misteriosa Piedra de Ingá de Paraíba (Brasil) es un tesoro arqueológico que aún a día de hoy sigue levantando mucha polémica. Cubriendo la mayor parte de sus 45 metros de longitud y 4 metros de altura hay extraños símbolos geométricos no identificados, de forma y tamaño variables, y que al parecer fueron grabados sobre su capa exterior de gneis. Aunque muchos expertos han especulado sobre los orígenes y el significado de estos símbolos, hasta el momento no se ha podido demostrar al 100% que alguna de estas teorías sea un hecho. ¿Es un mensaje de nuestros ancestros para las futuras generaciones? ¿Existió una civilización desconocida a día de hoy que poseyera una antigua tecnología olvidada hace milenios? ¿Qué significan realmente estos símbolos, quién los grabó sobre la pared de roca, y por qué?
Datado su origen en al menos 6.000 años de antigüedad, la Piedra de Ingá es una maravilla arqueológica a escala mundial. Hay otras piedras, además de cuevas, en los alrededores de la Piedra de Ingá, y que también presentan grabados sobre su superficie. Sin embargo, no alcanzan el mismo nivel de complejidad en su elaboración y en su estilo como la Piedra de Ingá. El arqueólogo e investigador Gabriele Baraldi se tropezó por primera vez con una de estas cuevas en la zona de Ingá en el año 1988: tras este hallazgo, se encontraron varias más. En total, Baraldi ha examinado hasta 497 símbolos en las paredes de estas cuevas. La mayor parte de los grabados de Ingá son de oscuro significado, aunque algunos de ellos indudablemente representan elementos celestiales, observándose dos que son prácticamente idénticos a la Vía Láctea y la constelación de Orión.
https://www.ancient-origins.es/noticias-general-lugares-antiguos-americas/%C2%BFun-mensaje-espacio-exterior-la-misteriosa-e-indescifrable-escritura-la-piedra-ing%C3%A1-003685


6.
Piedra grabada de Ingá. El Monumento
Ingá es el nombre de una ciudad situada a 80 kilómetros de João Pessoa, Paraíba, en el altiplano de Borborema, en dirección a Campiña Grande.
A menos de 8 kilómetros de la ciudad de Ingá, a los márgenes del río Ingá, que en el invierno seca para tornarse caudaloso del verano, existe un monolito de roca de granito, cuya superficie está recubierta por 500 extrañas inscripciones en bajo relieve. Se trata de la famosa "Piedra Labrada de Ingá", cuya forma es irregular, con aproximadamente 23 metros de ancho y 3 metros de altura media (3,80 metros en su parte más elevada).
Muchos investigadores afirman que sus grabados son únicos en el mundo.
En ese monolito, se destacan sobre todo temas curvilíneos. En los raros casos en que aparece una representación distinta, parecen tratarse de reptiles o de hombres.
Existen tres paneles de grabados: Existen muchas teorías extrañas para explicar los orígenes de las grabados, como por ejemplo, que ellas habrían sido hechas con rayos láser por antiguos astronautas extraterrestres, que serían una escritura alfabética (símbolos que representan sonidos) o aún una escrita ideográfica o pictográfica (símbolos que expresan ideas en vez de sonidos). Se supone que sus autores fueron los fenicios, los hititas, los egipcios, o habitantes de la Isla de la Pascua, entre otros. Sin embargo, ninguna de esas teorías alcanzó un consenso.
No es necesario ser especialista en lenguas muertas para percibir que los petroglifos de Ingá no son una escritura y que las señales caprichosamente dispuestas, no guardan entre sí, orden, simetría o relación alguna de tamaño, pues son muy poco repetidas.
El monumento de Ingá debía representar algo realmente importante, por la dificultad de sus artesanos para hacer el trabajo. Según la mayoría de los investigadores, podría ser un centro de culto religioso, relacionado con elementos astronómicos.
https://pueblosoriginarios.com/sur/bosque_atlantico/guarani/inga.html


7.
La misteriosa simbología de la Piedra de Ingá

01 de junio de 2018
Lo sorprendente es que esta roca de aproximadamente 24 metros de longitud y tres metros de altura contiene más de cuatrocientos increíbles grabados, algunos zoomorfos, otros son signos abstractos y otros que parecen ser estrellas.
¿Qué representa esta misteriosa simbología?
Pero eso no es todo.
Curiosamente, las estrellas mencionadas parecen agruparse formando constelaciones.
Además, varias figuras están talladas en bajo relieve en este conjunto y hay entradas cuyos significados son desconocidos.
De acuerdo con el investigador brasileño de origen italiano Gabriele D’Annunzio Baraldi, la roca de Ingá sería el relato del diluvio universal escrito en un idioma muy similar al hitita hablado en el II milenio antes de Cristo en la actual Turquía.
Los símbolos más famosos en la piedra de Ingá son los que representan la constelación de Orión, y la galaxia de la Vía Láctea.
La edad de las inscripciones es desconocida, pero los geólogos estiman que la formación de roca se remonta por lo menos 6000 años.
Sin embargo, todavía no se han encontrado rastros de hogueras o herramientas que hayan podido ser utilizadas para realizar estos grabados en la piedra, por lo que no puede obtenerse una datación precisa.
Por otro lado tampoco es posible dar una interpretación definitiva de estas misteriosas inscripciones en la roca.
¿Se trata de un mensaje que nos dejó una antigua civilización aún no identificada en los albores del tiempo?
En este sentido, algunos expertos aseguran que los petroglifos de Ingá son de excepcional importancia desde un punto de vista arqueoastronómico.
http://videostory.bles.com/curiosidades/la-misteriosa-simbologia-de-la-piedra-de-inga.html



Amiga, Amigo:



En los artículos expuestos la palabra MISTERIO es el centro de la exposición. Para ser sincero este Misterio es un pretérito MENSAJE que no se logra descifrar y da lugar a la imaginación de algunos, siendo variadas las hipótesis que de este milenario testimonio han dejado investigadores, por ejemplo:



La pregunta es: ¿dónde está la semilla de las futuras encarnaciones o la regeneración de la Tierra? La semilla es espiritual, es una vida que existe en el espacio y en el tiempo, en cualquier dimensión. La preocupación ecológica que existe hoy en día es más un sentimiento de miedo a la desintegración de nuestra humanidad. La vida está en el espacio y en el tiempo, lista para reaparecer en el momento en que existan las condiciones favorables para ella. Y deberíamos ayudar. Por lo tanto, no debemos tener miedo a las catástrofes, transformándonos en fanáticos religiosos y seres humanos alucinados temerosos del futuro. La roca sería el relato del diluvio universal, escrito en un idioma muy similar al hitita. Ese idioma se hablaba en el II milenio antes de cristo, en lo que hoy es Turquía. Los signos de Inga en bajo relieve se trazan con contornos precisos – muy bien hecha y que se conservan a pesar de los estragos del tiempo y las fuerzas naturales, como el agua del río Ingá que, periódicamente, se levantan, sumergiendo parte del monumento. 
Gabriele Baraldi

La hipótesis de Baraldi podría ser considerada real, y el mensaje escrito en la Pedra do Ingá podría estar escrito en nostrático, el idioma más antiguo de la humanidad.
Yuri Leveratto

Sugiero que las inscripciones fueron realizadas presionando pacientemente un bastón de madera untado en arena contra la roca.
Maly Trevas

En la piedra del Inga existen fórmulas de la producción de energía cuántica e incluso matemáticos, incluyendo ecuaciones que podrían indicar la distancia entre la Tierra y la Luna. Sin embargo, no fue posible determinar de manera concluyente a los autores de los signos y el significado detrás de la secuencia de signos en el monumento.
Gilvan de Brito, en el libro "Viagem ao Desconhecido" ("Viaje a lo desconocido")

Desde el alfabeto primordial encontrado en Inga haberse originado las lenguas egipcias idiomas indoeuropeas, urálicas, lenguas altaicas, semitas y dravídicas... Los símbolos más famosos en la piedra de Inga son los que representan la constelación de Orión, y la galaxia de la vía láctea. Los expertos se refieren a la piedra de Inga como “un monumento excepcional de la arqueoastronomía, como ninguna otra en el mundo.”
Luigi Luca Cavalli Sforza

Es un registro arqueológico de la variación del orto solar durante todo el año. Los símbolos se materializan mediante una serie de cuencos o “capsulares” y otros petroglifos grabados en la superficie vertical, que por medio de una rama graduada forman un “calendario solar”, sobre el que un gnomon proyecta la sombra de los primeros rayos solares de cada día.
Francisco Pavía Alemany

Los símbolos parecen ser fenicios.
padre Ignatius Rolim

Opino que podría también hacer referencia a la fertilidad, ser símbolos fálicos o transcosmológicos de importancia en la cultura chamánica, una especie de piedra con instrucciones para acceder a lo sobrenatural.
Roberto Salgado de Carvalho

Creo que hay relaciones entre los símbolos de la piedra de Ingá y la escritura fenicia o el demótico.
Ludwig Schwennhagen

El conjunto arqueoastronómico de Inga en donde Inga representa un excepcional monumento arqueoastronómico, como ningún otro en el mundo.
José Lull

Las inscripciones serían obra de visitantes del espacio que aterrizaron en la antigüedad en la zona, aunque como es de esperar con este tipo de teorías no existe forma por el momento de asegurarlo.
Ufologo Claudio Quintans

También se ha tenido en consideración además una popular teoría de contacto extraterrestre, al ser los símbolos de Ingá tan diferentes del resto de los hallados hasta el momento en la zona, planteando incluso algunos investigadores, como Claudio Quintans, del Centro Paraibano de Ufología, la posibilidad de que una nave espacial hubiera aterrizado en la zona de Ingá en tiempos remotos y los símbolos fueran trazados por los propios visitantes extraterrestres sobre las paredes de roca. Aún hay otros, como Gilvan de Brito, autor de "Viaje a lo desconocido", que asumen la teoría que equipara los símbolos de la Piedra de Ingá con antiguas fórmulas o ecuaciones matemáticas que explicarían la energía cuántica o la distancia recorrida en viajes entre diferentes cuerpos celestes, como por ejemplo la Tierra y la Luna.
Kristen Callihan

Una teoría podría ser que antepasados del hombre, tuvieron contacto con seres alienígenos, dejaron sus experiencias en estas rocas en un lenguaje que incluso podría ser un híbrido entre humano y alienígena algo similar a la leyenda de Utsuro Bune en Japón, por ello se nos hace muy difícil descifrarlo porque obvio nos falta la parte del idioma alienígeno. Me recordó un poco a la leyenda de la Torre de Babel, como saben todas las culturas hablaban el mismo idioma, en castigo por constuír la Torre todos terminamos hablando distintas lenguas, quizá la Torre era pues una Nave estelar y cuando esta se fue la humanidad que antes profesaba el lenguaje de estos seres alienígenos como único medio de comunicación, se dividió y fueron adquiriendo distintas lenguas con el pasar de los años, y esta piedra podría ser parte de ese lenguaje primigenio, dado que posee muchos lenguajes de otras culturas. 
Xhion Jloa

Algunos señalan que la Piedra de Inga tiene mensajes acerca de abrir una especie de puertas que posee el ser humano en su mente para acceder de alguna manera a un plano o estado mental mucho más elevado.
Otros investigadores han planteado la posibilidad de que estos antiguos grabados fuesen una advertencia a las futuras civilizaciones de la proximidad  de un desastre de alcance mundial, a través del cual las gentes de la época habrían conservado brevemente su tecnología procedente de una civilización anterior. Tendría algunas profecías acerca del fin de los tiempos.
El bloque granítico reposa sobre una gran laja que, batida por las aguas del río en los periodos de crecida, presenta una coloración diferente de la del bloque. En esa laja, en ligero declive, también figuran grabaciones con la misma técnica de trabajo, inclusive representando ciertos símbolos del panel, todo con perfecto pulimento. Pero ahí están esculpidos agrupamientos de estrellas y puntos que recuerdan, fácilmente, constelaciones y la Vía Láctea. Llevando en cuenta la posición relativa de las estrellas así como la representación de la orden de brillo (magnitud), algunos estudiosos juzgan que allí está representada la constelación de Orión.


Pienso que este megalito o monumento prehistórico escrito y de gran tamaño construido con un bloque grande de piedra fue dejado en ese aislado, escondido selvático lugar en medio de una riada para preservarlo de la humana destrucción. No es obra humana, quizá tenga que ver con nuestra antropogénesis u origen del ser humano que carece de eslabón perdido. La piedra roseta ayudó a entender la simbología egipcia, es de esperar que haya una piedra roseta que permita entender los símbolos estelares y ayude a interpretar este Mensaje...

Un sabio si algo desconoce o no entiende así lo manifiesta, la humildad es parte de la sabiduría. Me llama la atención que después de tantos variados e imaginativos testimonios de estudiosos en la materia, la conclusión es que no se sabe nada de nada en cuanta a esta misteriosa Piedra de Inga y frente a lo expuesto tan superior al entendimiento de los investigadores me nace la pregunta: ¿Pudo un pueblo primitivo de hace miles de años en esa selva dejar semejante monolito que en época de lluvias queda casi tapado por el agua y realizarlo con un grabado bajorrelieve de tallado perfecto cual si fuera hecho con láser y manteniendo esa perfección a pesar del paso del tiempo y de estar en medio del agua y soportar el desgaste de la riada sin que hasta ahora se tenga idea de qué idioma, quién, cómo, cuándo, por qué fue hecho y cuál es su MENSAJE para nosotros? Para esta pregunta no hay respuesta...

Para algunos la piedra tiene 24 metros de longitud, para otros 45 metros y otros señalan más de 100 metros. La piedra está en un lecho selvático de río y depende de la época de lluvias o sequía cuanto queda la piedra fuera del agua y del lodo. Si se lograra hacer un trabajo con maquinarias y significativo respaldo gubernamental que no lo hay, se vería que al levantar esa piedra parecería un misil espacial...

La idea de que este Misterio quedara en el Portal es para despertar la imaginación en estos tiempos, difíciles y acelerados tiempos que son altamente peligrosos y, mirando hacia lo alto tener ESPERANZA, pues ayuda esta Humanidad tendrá...


Dr. Iván Seperiza Pasquali
Quilpué, Chile
Septiembre de 2018
http://www.isp2002.co.cl/
isp2002@vtr.net